Google, Android y Nexus.

Ayer por la tarde veía la noticia, en diversos blogs dedicados a la tecnología y Android, de que Google ha decidido por sorpresa retomar la venta directa de su buque insignia, el Google Nexus, a través de su Google Play.


Por solo 399$ USA, aunque de momento limitado a residentes en los Estados Unidos, cualquiera puede comprar un teléfono que con, el permiso de otros modelos como el Samsung Galaxy II (el nuevo Galaxy III), el Motorola RAZR o modelos gama alta similares, nos ofrece una de las mejores experiencias con Android por su potencia y estupendas características.

Pero al margen de tener la oportunidad de adquirir este estupendo dispositivo a un gran precio, libre y sin ataduras con ninguna Operadora de Telefonía Móvil, lo mejor de la noticia lo veo en que este podría ser el giro que Google necesita para terminar con uno de los principales problemas de Android, que no es otro que la excesiva fragmentación.

Android y la fragmentación, cifras actuales emitidas por Google


Los últimos datos estadísticos arrojados por Google y extraídos mediante el estudio de los terminales que se conectan a su Android Market, describen que, a día de hoy, la versión de Android predominante con un 51% sigue siendo Android 2.2. Froyo, por lo que parece que esta fragmentación empieza a subir de versiones poco a poco.

Gráfico de Xatakaandroid.com

Esas cifras corresponden a datos del 4 de septiembre del pasado año, en octubre se presentaba oficialmente Ice Cream Sandwich (Android 4.0) de la que se esperaba que ayudase a reducir esta fragmentación.

Pero por desgracia, Google se vuelve a encontrar con el mismo problema que con versiones anteriores, y es que los fabricantes son los que al fin y al cabo deben de publicar el firmware actualizado para sus distintos dispositivos.

Aunque algunos por ser de gama baja y no 'dar la talla' a nivel HW se quedan fuera, mientras que otros simplemente se quedan sin actualización a ICS porque aunque dan la talla el fabricante 'pasa' de actualizarlos (prefiere que sus usuarios compren modelos nuevos), y los pocos que sí la reciben lo hacen tarde, muy tarde.

Yo mismo, que hace unos meses me hice con un Xperia Neo V para el que Sony se había comprometido a traer actualización a ICS, no la he recibido hasta ayer, cuando las fechas iniciales hablaban de primeros de marzo.

Y eso que yo he tenido la suerte, porque otros modelos similares aún tendrán que esperar unos meses más hasta que reciban su correspondiente actualización a ICS.

Por todo ello, y viendo que encima algunos fabricantes que hasta ahora estaban al lado de Google y Android empiezan a 'coquetear' con otras alternativas, creo que la noticia de que Google se lance a vender directamente el Nexus es realmente positiva y que debe ser llevada más allá.

Por una parte es lo que ya  hace Apple, con su iPhone y funciona a nivel comercial de una forma espectacular. Pero es que además si hay algo que consigue Apple con esta medida, es controlar totalmente su producto, asegurarse de que la experiencia de usuario es igual para todos y hacer llegar a todos sus clientes las actualizaciones cuando corresponde, evitando el enfado de muchos por ver que se quedan 'atrás'.

No olvidemos que Google compró a Motorola su división de móviles, con la intención de aprovechar las patentes incluidas en la compra para defenderse de la enfermiza obsesión de Apple de acabar con Android, pero a la vez pudiendo incorporar a la empresa la experiencia de un veterano fabricante de móviles (aunque no pasa por su mejor momento).



Con esta compra Google no solo puede mejorar Android, optimizándolo a un HW de referencia que sus chicos de Motorola diseñen, sino que además puede controlar mucho más el diseño de sus futuros Nexus para marcar el camino a seguir a otros fabricantes.

Pero yendo más allá, ahora Google ya no dependería de otros fabricantes para diseñar sus buques insignia, e incluso podría dar el paso de controlar y ofrecer un telefóno, o más de uno, con Android del mismo modo que Apple tiene su iPhone.

Incluso sería una buena estrategia el pensar en ofrecer no solo el producto 'top', si no también opciones en la gama media y baja de la telefonía, para los que se les aseguren mejoras y evoluciones de la versión de Android tope que puedan soportar.

De esta forma, Google puede reducir la fragmentación, asegurar a sus clientes y potenciales clientes que disfrutarán de una adecuada experiencia de usuario y ofrecer productos de calidad sin depender de que el resto de fabricante quieran ofrecer actualizaciones, empeoren Android con pesadas personalizaciones o dejen colgados a miles de usuarios por su único afán de seguir vendiendo móviles nuevos.

Tecnología, Actualidad, Música, Humor... lo que sea con tal de poder aportar algo.

Sobre Nosotros

Frikis, mala gente, profesionales y siempre dispuestos a decir lo que pensamos aunque no guste.

A jugar...

Páginas vistas en total

Velocidad

Velocidad

Entradas populares

Se ha producido un error en este gadget.

Blog Archive

Se ha producido un error en este gadget.

Blog Archive